¡NOS HEMOS MUDADO!

¡NOS HEMOS MUDADO!

ENTRA YA A http://mooncityrpg.foroactivo.com
 
ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 Croando para encontrarlo...

Ir abajo 
AutorMensaje
Dagmar Hoover
Zoomorfismo
Dagmar Hoover

Cantidad de envíos : 32
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Croando para encontrarlo...   Jue Sep 17, 2009 2:36 am

(Que siga quien guste (: )

Absoluto silencio e inactividad al máximo de su expresión. Con estos dos términos se podía describir en qué se sumía el Instituto luego de que el reloj marcara las 11 de la noche y comenzara el estricto toque de queda. Justo a esta hora era cuando el peso del misterioso y tétrico bosque ganaba terreno. Dentro lo que va su estancia en MoonCity, los alumnos a menudo aseguran escuchar ruidos espeluznantes, que los hacen desvelarse por muchas horas. Corrían los famosos rumores de que llegada la noche, las criaturas se apoderaban incluso de los pasillos del instituto. Así es como casi ningún alumno se atreve a abandonar de noche su habitación, ni menos cuando sus necesidades básicas le ordenan ir urgente al baño.

Dagmar se reía a carcajadas de esta situación en especial. Estaba convencida e que todas esas leyendas ridículas y rumores infundados eran esparcidos por los propios profesores, como modo de mantener a raya a los estudiantes a altas horas de la madrugada. Así ellos no se veían obligados a montar cansadoras guardias, ¿A costa de que? De mantener a practicamente todo el alumnado tiritando de miedo bajo sus mantas.

La noche del lunes había sido imposible pegar pestaña para Daggy, entubo dando vueltas en su cama como un trompo sin que morfeo se dignara a buscarla. Pero ella misma sabía la razón por la cual no podía conciliar el sueño. LUMIÉ. Su sapo anaranjado no aparecía hace 3 días... ¿Donde se habrá metido ese maldito sapo? Se torturaba imaginando que su mascota había caído en manos de los cocineros. Sinceramente habían muchos alumnos que comían todos los platos exóticos que exponían sin saber de que están hechos. Se le hizo un nudo en el estomago de solo pensarlo. "Sapo a la plancha", "Sopa de sapo", "Sapo a la mantequilla", "Camarones con salsa de sapo". El imaginarse a lumié tendido en un plato con una hojita de lechuga como frazada fue la gota que rebalso el baso de su paciencia. Se incorporó de la cama y se calzó sus zapatillas, se abrigo con lo primero que encontró y salió silenciosa de su habitación, con interés de recorrer el instituto de arriba a abajo si era necesario buscando a su mascota favorita. Sin miedo a todas esas mentiras que escuchaba a diario de los ruidos y criaturas suelas por allí, abrió la puerta que comunicaba al pasillo y salió a la oscuridad.

Apenas se vio vulnerable decidió que sería mucho mas fácil llevar la búsqueda a cabo como un animal, ¿Y que mejor que de la misma especie que del perdido? Dagmar cerró los ojos concentrandose poco, al fin y a cuentas era la primera forma en la cual se había trasformado y era la que se le daba mas natural. En un segundo donde entubo la alemana, se encontró una simpática ranita anaranjada, sus ojos eran normales. No como los de lumíe (Uno verde y otro lila). Entusiasmada por el desafío que implicaba se puso a saltar lo mas alto y rápido que podía mientras emitía un sonido que le ayudara a encontrar a su compañero, comenzó a croar. Luego de unos 20 minutos de busqueda sintió unos ruidos muy extraños, pero intentó no inmutarse, se escuchaban como atroces golpes contra el suelo... como sacudidas y ruidos de chillidos. Justo cuando empezó a creer una milésima de los rumores un ENORME bototo se estampó justo al lado de ella con un gran etruendo. Dagmar se quedó inmovil por su experiencia mas cercana a la muerte. Si ese bototo hubiera dirigido su estampada mas a la derecha, estaría comvertida en puré.

"Calla, tranquila...si no te ven...no te matan" El solo pensar que podía llegar hasta allí le hizo croar de horror. "oh oh..."
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Joshua Martin
Volar
Joshua Martin

Cantidad de envíos : 4
Fecha de inscripción : 14/08/2009

MensajeTema: Re: Croando para encontrarlo...   Vie Sep 18, 2009 2:45 am

Aquel día había sido un tanto cansador para Joshua que; había escrito unas cuantas cartas, había jugado en el patío, había practicado un tanto su vuelo y si a esto le sumamos que no había comido casi nada… el pobre chico estaba muy cansado cuando decidió volver a su cuarto a descansar, llegó a su habitación, se quitó rápidamente unos gruesos bototos y se tiro de espaldas a su cama … al tenderse se quedo rápidamente dormido… en ese instante su fiel amigo plumífero decidió emprender una ventura a espaldas de su dueño.

Transcurrieron 2 horas, y Josh despertó, al ver que Shilf no estaba este se sobresaltó, miró bajo la cama… nada, en el armario tampoco, la ventana estaba cerrada

-¡dónde rayos…!, genial tendré que buscarlo- la resignación invadió el rostro de Josh.

El rubio se puso de nuevo su rústico calzado, y un polerón un tanto deportivo. Comenzó a caminar por los pasillos, salas, lo que fuera con tal de encontrarlo cuando pensó

- quizás sea más rápido ir volando-

Josh sabía que no era una habilidad que manejara un ciento por ciento, pero aún así lo intento.

Podríamos decir que los primeros 50 metro de su recorrido fueron geniales, iba a ras del techo cuando sus pensamientos se centraron en Shilf… y se estrelló contra el suelo, un ruido terrible, posteriormente trató de conseguir altura cuando su dirección se desvió y volvió a estrellarse esta vez contra las paredes…, la excusa de él fue que su calzado era muy pesado por lo que decidió quitárselo, Josh amaba andar descalzó sí que no dudó los tiró lo más fuerte que pudo cuando escucho un:

– Craoc- una rana dijo para su interior.

Buscó con la mirada la procedencia de aquel sonido cuando vio una rana anaranjada con unos grandes ojos, decidió acercarse, la estudió con la mirada, perecía una ranita un tanto simpática pero exaltado, Josh extendió su mano y tocó la parte superior de la cabeza de la rana…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Dagmar Hoover
Zoomorfismo
Dagmar Hoover

Cantidad de envíos : 32
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Croando para encontrarlo...   Sáb Sep 19, 2009 7:58 am

Su corta vida pasó frente a sus ojos en un fugaz destello. Aquel bototo pudo haber terminado con la pobre ranita Dagmar en pocos segundos sin que nadie se habría percatado que de ella se trataba. Pensó que seguramente la tacharían de rebelde que quiso escapar y le atribuirían la desaparición al maldito bosque "embrujado" y sus criaturas "espantosas". Quizá pasaría a ser leyenda entre los alumnos, como victima de esas mentirosas leyendas. "Daggy, la rana fantasma" Soltó un croar nervioso ante sus pensamientos ridículos. La adrenalina le hacía desvariar...una vez mas.

Se dio cuenta que con el susto había cerrado los ojos, típico, preparándose instintivamente para una muerte rápida. "Si serás cobarde Dag..." Se reprochó a si misma y abrió los ojos dispuesta ahora a pelear por su vida, es decir... salir saltando lo mas rápido que podía. Puesto que si cambiaba de forma descubrirían que un alumno se había saltado el toque de queda. Y no digamos que tenía miedo de verse castigada, pero...Aún no quería conocer en que consistían tales castigos.

A pesar que su primera idea era salir saltando, un destello la detuvo. A unos metros sobre ella se erguía la sombra de una persona, la oscuridad era tal que siendo humana no habría podido identificar nada de nada de aquel extraño. Pero las ranas pueden adaptar su visión a su entorno, nunca tan bien como los felinos, pero al menos veían lo suficientemente bien para no ser presas fáciles en la noche. Suspiró largamente en su interior, estaba a salvo... o al menos eso esperaba. La persona que la acompañaba era un muchacho que fácilmente tendría su edad, era rubio, de intensos ojos pardos y una cadena de dientes pulcros y brillantes irradiaban en la negrura. "Al menos no tiene pinta de asesina-ranas" Croó de felicidad.

De pronto el muchacho extendió una de sus manos hacía Daggy y con un dedo acarició la cabeza de la rana. "Bien... no pudo salir mejor, estoy en manos ahora de un fanático" En un arranque de confianza saltó a la mano del rubio. Estaba segura de haberlo visto por los pasillos en mas de una ocación, pero una vez mas su memoria le falló. Llevaba ya unas 2 semanas en la institución y con suerte solo recordaba dos nombres, el de sus amigos Kakao y Carter. Pensó que sería muy descortés de su parte no presentarse, así que apenas se vio en la mano del rubio, frente a su cabeza, Estiró una pata y la agitó saludando. "Dagmar Hoover, Mucho gusto rubio aplasta ranas" Musitó fuerte en idioma Ranesco (xdd) es decir, croando.

Ahora si que el rubio estaría confuso, era evidente que una rana lo estaba saludando.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Joshua Martin
Volar
Joshua Martin

Cantidad de envíos : 4
Fecha de inscripción : 14/08/2009

MensajeTema: Re: Croando para encontrarlo...   Sáb Sep 19, 2009 5:52 pm

No detuvo su discurso
El rubio juguetón, un tanto averiado, debido a lo fuerte que se había estrellado contra el suelo y paredes, al ver a este nuevo “amiguito” recordó sus paseos devuelta a casa con Rachel (su hermana pequeña), esos paseos en los cuales había descubierto innumerables criaturas, una de ellas fue Shilf su canario en fuga, que fue desplazado de los pensamientos de Josh solo por un momento siendo remplazado por la pintoresca rana, la cual al contacto con Josh había saltado en sus manos

- Una rana rebelde- la cara de Josh realizó una mueca de sorpresa.

La ranita realizo un gesto, que Josh tomó como un saludo junto con una presentación en su debido lenguaje… al principio Josh pensó:

- quizás este molesta porque la toqué, o piense este rubio idiota casi me mata-
pero cuando la ranita realizo el saludo éste se contentó

-Vaya, que educada.- rió entre dientes, maravillado por la inteligencia de esa rana, cual saludo le había proporcionado una personificación un tanto humana.

-Hola, mi nombre es Joshua, pero me puedes decir Josh-
dijo en susurros, y pensó

-¿le estoy hablando a una rana?
-:O, pero para este relajado chico todo era posible así que no detuvo su discurso:

– shhhhh, creo que deberías bajar el volumen, o si no nos descubrirán- decía mientras cubría sus labios con el dedo índice en señal de silencio, cuando recordó qué lo trajo hasta allí, su canario ¿dónde estaría?, ¿le habrá ocurrido algo?, fueron las preguntas que se hizo, la preocupación volvió hacer la prioridad en la mente de Josh ya que Shilf era su mejor amigo dentro del instituto, bueno hasta el momento no conocía a nadie… así que decidió retomar su búsqueda

-Ando en busca de mi mascota ¿quieres acompañarme?-
dirigió una gran sonrisa al anfibio anaranjado, que se hallaba en sus manos.

Josh realmente quería recuperar a su amigo, el cual innumerables veces lo acompañó a sus campeonatos, entrenamientos y paseos con Rachel…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Dagmar Hoover
Zoomorfismo
Dagmar Hoover

Cantidad de envíos : 32
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Croando para encontrarlo...   Vie Sep 25, 2009 10:13 pm

( Sorrrrrrrrrrrrrrrrrrry la demora apurona ¬¬ ;*)

"Rana rebelde" Daggy croó aún mas fuerte cuando escuchó la primera definición de sí misma que le gustó. "Este si sabe alagar" rió para sus adentros en el idioma de las ranas, la verdad es que a la alemana tanto croar le estaba aburriendo, allí recordó que ese era el motivo por el cual no se convertía mucho en rana... Cualquier sensación, ya sea miedo, alegría, vergüenza, todo, absolutamente todo se trasmitía en esas molestas bolsas de sonido.

Escuchó que el rubio esta vez le llamaba educada, croando por ultima vez decidió a trasformarse nuevamente en humana. Saltó de su mano con envidiable agilidad y cerró los ojos. - El croar realmente agota- Saludó una muchacha que pareció salir de nada. La pequeña rana había desaparecido para dar a conocer a la explosiva y alegre Daggy.

- Dagmar "Rana" Hoover, estoy feliz de conocer a alguien que no intente pisarme, al menos no a propósito - Estiró la mano mirando a un posible muy desorientado compañero. El que las ranas se trasformen en chicas no era muy común que digamos ¿O de donde el provenía si era común...? Sonrió al tiempo que se quitaba algunos mechones de cabello del rostro. El chico le resultaba vagamente familiar y aún teniendo en cuenta que recién se había presentado no recordaba su nombre. - Bien John, creo que hoy es el día de parranda de nuestras mascotas... - No sabía si había pronunciado bien el nombre, esperaba que sí... pasaba mucha vergüenza a menudo por no recordar ninguno. Se estiró con gesto cómico acompañado de un pequeño bostezo. Dagmar tenía sueño y estaba algo agotada por la falta de dormir. Aún así sabía que no volvería a su cama a menos que un maldito sapo con un grave problema de pigmentación en los ojos la acompañe.

- Lumié mi sapo también desapareció, hace exactamente 3 días. - Se dio una vuelta mirando por las paredes y el techo, nunca se sabía donde se podía esconder una rana. Por experiencia propia sabía que podían alcanzar cualquier lugar. Le entró un escalofrío, si estaba muy alto le sería imposible rescatarlo, su vértigo se lo impedía. - Bueno. Que tipo de monstruo eres tú? Tu ya viste que soy la "rara poseedora de animales" - Omitió una risa burlona al recordar como la llamó mas de un estudiante en sus primeros días en el internado.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Croando para encontrarlo...   

Volver arriba Ir abajo
 
Croando para encontrarlo...
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Maquillaje para hombres
» La FDA aprueba TYSABRI® para el tratamiento de la enfermedad
» Una nueva enferma de Crohn para el foro XD
» donde puedo apuntarme para los trabajos de minusvalia
» preparar la piel para tratamiento de cicatrices

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
¡NOS HEMOS MUDADO!  :: Dentro del Instituto :: Pasillos y Escaleras-
Cambiar a: