¡NOS HEMOS MUDADO!

¡NOS HEMOS MUDADO!

ENTRA YA A http://mooncityrpg.foroactivo.com
 
ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 Un desayuno con noticias

Ir abajo 
AutorMensaje
administración
todapoderosa dianella hermosa ♥
avatar

Cantidad de envíos : 54
Fecha de inscripción : 13/07/2009

MensajeTema: Un desayuno con noticias   Dom Sep 13, 2009 12:54 am

Daban las 10 de la mañana en el Internado, un día Sábado, poco a poco el comedor se iba llenando. Las mesas ya estaban repletas de víveres y cada vez que faltaba algo las camareras, sirvientes y dependientes se encargaban de sustentarlo. A causa del servicio no había de que quejarse, todo estaba a la mano.

La directora esperaba que hubiera gente suficiente, tenía una importante noticia que dar, sus nuevos alumnos, de habilidades mágicas debían estar presentes. Aún no se acostumbraba al hecho de dirigir un internado como este, siempre había hecho clases en escuelas públicas y normales, aunque no lo pareciera esto también era nuevo para ella y también dejaba una familia en casa.

Respiro profundo al sentir que ya había suficientes alumnos, no sabía como decir esto, le dolía en el alma, se le notaba, sabía que muchos alumnos tendrían deseos de ir junto a sus familias, peor eso no podía ser, como guerreros de Inglaterra debían luchar por su patria.

- Queridos alumnos – atino a decir con un intento de sonrisa – Me siento en la necesidad de darles una triste noticia pero prometo recompensarla con una buena… – comento. Así era a ultimo minuto se le había ocurrido como alegrar a los alumnos. El personal, era rápido, no habría problema en la producción de su nueva idea.

- Debo contarles a mi dolor que en Inglaterra la guerra aumenta, muchas familias arrancan del país y a muchas otras… se les ha dado muertas – comento la directora con suficiente dolor – Pero… alumnos por favor no se escandalicen, prometemos mantenerlos informados y con las líneas abiertas para que tengan comunicación con sus familias – dijo la directora sinceramente – Es importante que sigan el entrenamiento, por su patria y si eso no les importa… por sus familias, por su gente – dijo la directora, en otros tiempos se hubiera largado a llorar pero aquí no se podía.

- Pero tengo otra noticia que darles, se que no se compara con el dolor de la anterior, pero por lo menos, trata de un momento, donde ustedes alumnos puedan conocerse y pasarla mejor – empezó la directora, en busca de algo que pudiera gustarle a sus alumnos – Hoy en la noche, en la sala de descanso daremos una fiesta, su fiesta, le dejaremos todo listo, arreglaremos la sala y pondremos lo que sea necesario. Será una fiesta común, seguro no tienen una hace algún tiempo, por lo tanto, están todos invitados. Se les espera… y por favor, tranquilos – esas fueran las ultimas palabras de la directora, poco después, tomo asiento.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://mooncityrpg.forosactivos.net
Raphaelle Florit
Clarividencia
avatar

Cantidad de envíos : 24
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Dom Sep 13, 2009 1:31 am

Una fiesta sonaba lo máximo podría hacer nuevas relaciones, quizás amistades, luciría algo lindo – ojala mi torpeza no se ponga en mi camino- pero esa alegría era egoísta mientras mis pobres compañeros…-Sí, son cosas difíciles y terribles, pobres personas-; realmente sentí una gran compasión pero no un dolor personal debido a que mi único familiar a parte de mi hermana (la cual estaba bien aquí conmigo) se encontraba muerto: mi padre, el día de la explosión murió no lo soportó y desde ahí el amor incondicional que sentía por el resto de las personas se volvió más fuerte pero jamás como el que se le puede tener a un padre. Mientras me sumergía en mis pensamientos veía como las dulces, poco frecuentes, y confusas caras de mis compañeros se crispaban al escuchar el discurso de la directora, al parecer ellos si habían dejado cosas valiosas, cosas que no podría entender ya que mi nuevo mundo era mooncity, sus alumnos y mi hermana; fue en ese momento que vino, confusa como siempre: una reseña del futuro que no podía controlar era tan confusa… yo, en algo oscuro, sombrío, mágico pero me tiraban del brazo… eso no marchaba bien. No me daba cuenta lo pasmada que me quedaba cuando veía el futuro pero mis compañeros si, se preocupaban. De repente noté que alguien me palmeaba la cara para que respondiera -ah?-
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cassandra Bourousis
Reflejos Fotográficos
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Lun Sep 14, 2009 8:55 pm

-¿Una fiesta...? -Observó con rostro inexpresivo como la directora del instituto terminaba su corto discurso. A Cas la mujer le agradaba. Se notaba que era una persona de caracter fuerte pero al mismo tiempo bondadoso. Seguro el que había desarrollado la idea de Moon City la había escojido especialmente para que se hiciera cargo de tal responsabilidad... Después de todo hay que ser muy valiente para aceptar el cargo de autoridad en semejante colegio lleno de adolescentes problemáticos..... Y por si fuera poco, llenos de superpoderes capaces de volcar el planeta. Rió suavemente ante sus ocurrencias: un ejercito de chicos alegres y atolondrados, desastrosos e inestables.... Lo peor del caso... Es que esa era realmente la meta de Inglaterra... ¡Que locura!

Cuando se dio cuenta divagaba en sus pensamientos nuevamente. La directora finalizo sus palabras y el comedor volvía a alborotarse con la despanpanante noticia.... La Fiesta... Tomó su tenedor y comenzó a revolver los huevos revueltos con jamón de su plato. ¿Iría a la fiesta? Todavía no estaba segura, depende de como se sintiera.

Tomó el primer bocado y comenzó a observar los gestos de los demás. Algunos parecían entrar en pánico, otros chillaban de la alegría, había unos cuantos que parecía simplemente no importarles... Seguro esa era la imagen que ella daba. Volvió a sonreír. Entonces se fijó en sus compañeros de mesa hasta que su mirada llego hasta su vecina de campo. Una chica de cabellos ondulados color trigo. Esta parecía estar sumida en sus pensamientos. No parecía realmente afectada por toda aquella hablada de la familia, si no mas bien alegre. Quien sabe cual sería su historia.....

Entonces repentinamente la chica perdio toda expresión y sus ojos se volvieron vidriosos. Aquel cambio tan violento sobresalto a Cas y su sereno rostro se nubló de confusión y preocupación por segundos. -¿Estás bien? -No pudo evitar tocarle una mejilla suavemente. Fue un acto reflejo al tener la impresión de que la chica se había congelado. En seguida esta volvió a la vida.

(No pude evitarlo... Si tenía que esperar a que me aceptaran nuevamente entonces diganme y borro el Post...)
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Pascale Blake
Piroquinesis
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 16/07/2009
Localización : en el infierno :D por las llamas xD

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Mar Sep 15, 2009 1:32 am

Llevaban apenas unas semanas en Moon City, cuando el curso de Pascale, ya tenía asignada un examen de Historia. Corrección. Un entretenido e imperdible examen de Historia que cualquiera pagaría por hacer. Ya saben, esa asignatura tan entretenida en la que hablas de personas que jamás te van a importan, y que en tu vida recordarás. O al menos, así la veía Pascale, quien después de auto aconsejarse no estudiar el día anterior rogaba a Dios –siendo atea- que a la profesora el diera un infarto y no tuvieran el dichoso pase a la diversión, el examen.

A pesar de seguir su propio consejo, y no a ver estudiado, Pascale sentía que era un gran día, y es que, el día anterior para no sentir el peso de la culpa, se había terminado acostando realmente temprano, y ya por la mañana se sentía completamente renovada. Era como una Pascale nueva, feliz, resplandeciente y con nuevas ideas rebeldes para fugarse de Historia en donde NADA. Absolutamente nada ni nadie podían arruinar su perfecto estado de ánimo.

Excepto claro, saber que tus padres corren peligro de muerte. Por una estúpida guerra sin sentido en la que estaban metidos los Ingleses ¿Desde cuando Inglaterra, el país donde nunca pasa nada interesante, era protagonista de algo que se asemejaba mucho a Star Wars? Por desgracia, la rubia, había llegado justo al Comedor para oír las novedades, dejándose caer en una mesa sola. Necesitaba pensar y no estaba para juegos, animales, chicas multiplicándose o esos intentos fallidos de chicos que creían ser “seductores” ante Pascale. Y es que, no todos los días estabas en un internado a miles de kilómetros de familia y amigos enterándote de que corren peligro por una guerra que ya te dio un gran problema, o sea, habilidad.

Por esto, Pascale, aún aturdida y un tanto asustada por la noticia, sólo atino a dejarse caer tranquilamente en un asiento frente a una vacía mesa con aún, desayunos intactos en frente. Si bien tenía muchísimo susto, su personalidad fuerte e independiente le obligaba a no demostrarlo, suspiro rápidamente y pestañeo para olvidar el tema, tomando un yogurt que había encima de la mesa con cereales fijando su mirada en un chico bastante ñoño (nerd, looser xD) de su clase. Él era su amuleto para el examen. Sólo faltaba darle algo a cambio y de seguro que siendo Pascale la única que en su vida le había hablado, aceptaba.


Última edición por Pascale Blake el Mar Sep 15, 2009 6:04 pm, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Stephan Wolfgang
Transformación Material
avatar

Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Mar Sep 15, 2009 4:44 pm

Entró perezosamente al comedor mientras se revolvía el cabello con aburrimiento. Simplemente era inhumano que lo hicieran despertar a aquellas horas tan inútiles. ¿A quién se le ocurrió que por madrugar se aprovecha el día? Bien podría utilizarse la noche también en vez de la mañana... Bostezó desganado y con las manos en el bolsillo de su pantalón crema comenzó a atravesar la enorme habitación. Esperaba que no fueran muy estrictos con eso del código del uniforme, porque apenas si había alcanzado a vestirse... Aun llevaba las faldas afuera y la corbata desamarrada...

Aun seguía mas dormido que despierto, por lo que no estaba para estar buscando puestos ni gente conocida con la cual sentarse para pasar un buen desayuno. Enfocó su mirada adormilada en una mesa vacía, sólo una chica parecía estar sentada en esta. Perfecto... Suficiente campo para acomodarse a sus anchas. Terminó de caminar el trecho que le hacía falta y se dejó caer en la banca junto a la joven, pero teniendo cuidado de no quedar demasiado cerca para no invadir el espacio personal de esta. Después de todo había suficiente campo para que escogiera precisamente sentarse junto a ella, pero es que Stephan era un chico muy activo, y la soledad no era su mejor compañía.

-Buenos días, señorita... -Volvió a revolverse el cabello mientras le dedicaba una agradable sonrisa. Entonces hizo un veloz análisis de la chica: Cabello castaño con destellos rubios, tez delicada, ojos entre verdes y azules, mirada profunda... Una mujer muy bella. Volvió a sonreír... Si no fueran las 8 de la mañana y su estomago no estuviera rugiéndole como león enjaulado... Seguro aprovecharía su oportunidad... Pero por el momento había prioridades... Luego se encargaría de regalarle una linda rosa... -Buen provecho... -Terminadas las cordialidades comenzó a servirse su propio desayuno.

-Al parecer este instituto no será tan aburrido como lo pintan... -La directora acababa de terminar su discurso mañanero con la linda noticia de la fiesta. -Una fiesta apenas comenzando el curso... -Stephan sonrió de medio lado.... Sería una excelente oportunidad para determinar a cada uno de los estudiantes de Moon City... Después de todo, eran demasiados para conocerlos a todos en las primeras semanas.... ¿Quién pensaría que pudieran haber tantos fenómenos?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Raphaelle Florit
Clarividencia
avatar

Cantidad de envíos : 24
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Mar Sep 15, 2009 9:02 pm

Yo en un lugar algo mágico… pero no sabría reconocer lo que era, ay! ¿Por qué me tiraban del brazo? No entendía esa situación definitivamente esto de ver el futuro todavía no lo manejaba bien, cuando la imagen se puso más borrosa sentí una suave mano en mi mejilla.

-¿Estás bien?- preguntaba una voz aún lejana.

Comencé a vislumbrar unos desesperados ojos verdes, un rostro amable con unas cuantas pecas pero una notable nota de preocupación cuando volví en mí.

-ah?- mi voz tenía el mismo volumen que la respiración de un bebe ni se oía.

-oh! Perdón no te asustes… esto es raro todavía no lo controlo, bueno soy Elle clarividente ¿y tú?-

Era una chica notoriamente simpática, ya que al escuchar mi respuesta esbozó una gran sonrisa tranquilizadora, lo cual provoco una sensación muy dulce en mí que todavía no pensaba en lo que me deparaba el futuro incierto, bueno desde hace poco no tan incierto pero aún difícil de comprender…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Dagmar Hoover
Zoomorfismo
avatar

Cantidad de envíos : 32
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Mar Sep 15, 2009 10:23 pm

Digamos que Dagmar nunca fue muy amiga del reloj cuando vivía en Altenburg, ni menos lo sería en aquel internado de pesadilla. Obviamente se atrasó para el desayuno. El discurso de la directora pilló a la alemana justo cuando caminaba entre las mesas buscando algún puesto desocupado, o mejor dicho... uno cerca de las hojuelas de miel que tanto le gustaban. Mientras buscaba con ojos desesperados el ansiado comestible las palabras de la detestada señora llegaron lentamente a sus oídos. Como en cámara lenta. Fue como un golpe frío, helado, horriblemente congelado de agua fría.

Apenas la directora terminó con la noticia fatal la mente de Daggy comenzó su propio recorrido, demostrandole una vez mas que su imaginación podía competir con las tramas de las famosas películas trágicas que tanto le gustaban. Pensó en sus padres, en sus amigos, pero sobretodo en Gwen... la criatura que mas amaba en la vida.Su cara se desfiguró de terror al pensarse sin su hermana pequeña. ¿Donde estaba ella para protegerla? Lejos, muy muy lejos, a miles de kilómetros de su familia, "Disfrutando" de un resguardo, de sus "poderes", ¿De que servía trasformarse en inútiles animales para salvar al país? Un país que además no era el suyo. La rabia se apoderó de Dagmar, la cual se dejó caer en el asiento mas próximo con un golpe sordo.

Su mirada fija en el plato de hojuelas de miel, sin querer ya probarlas, pensaba que con solo verlas podía relajarse un poco. "Ver algo familiar". Sonrió irónicamente con un trago amargo. Estaba justo pensando que no habría nada peor cuando la noticia de una posible fiesta le llegó a los oídos, Sobresaltándola. El murmullo feliz de sus compañeros le hizo inmediatamente decolorarse. ¿Acaso estaban todos sordos? Todos escuchar que sus familias estaba sufriendo los estragos de la guerra. Allá, en el mismo campo de batalla, estaban quizá perdiendo hasta la vida y ellos pensando en divertirse y "conocerse" - ¿Acaso se han vuelto todos locos? - levantó la mirada de las hojuelas y las fijó penetrantemente en unas niñas que cuchicheaban chillonamente a quien invitarían y que color de lápiz labial le convenía ocupar para la ocación. - ¿Como pueden preocuparse de ligar mientras sus familias luchan por sus vidas allá afuera? ¡¿Como pueden estar tan tranquilas?!, Como son tan inconscientes! - El rostro de Daggy pasó de pálido a rojo, sus ojos llameantes centellaban. Notó muchas miradas fijas en ella, pero no les hizo el menor caso. Le tiritaban las manos, todo el estrés y las preocupaciones que sufría desde hace mas de una semana estaban siendo descargadas, pero no de la mejor manera...Sus emociones se apoderaron completamente de la situación y su mente estaba ocupada solo por una persona... Gwen.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Carter Storm
Zoomorfismo
avatar

Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 15/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Mar Sep 15, 2009 11:55 pm

Era rubia, curvilínea y sumamente atrevida. Ya saben. La chica que había aparecido nuevamente en unos de los maravillosos sueños de Carter, hasta que claro, una vez más el despertador había terminado sonando. El moreno, pasó de dormir pacíficamente con una amplia sonrisa divertida de oreja a oreja, por la chica que aparecía sueño, a querer pegarle a quien se le cruzara por su camino. Se levantó, duchó y vistió con la misma expresión de “¬¬” que cuando vio a su amor platónico marcharse producto del pito que emitía el bendito despertador. Nada. Podría compensar aquel maravilloso sueño, aún más, estando ahí en Moon City, encerrado.

Maldiciendo cada cosa que miraba, Carter venía caminando y, suspirando reiteradamente, con su uniforme puesto aún más rebelde de lo normal. Desordenado no se veía, mal tampoco, pero si su atractivo andaba por las nubes. No lo tomaba en cuenta por su mal comienzo del día pero la población femenina de sus alrededores sí, y mucho. A paso lento y ya habiendo soltado toda su ira interna, llegó hasta el comedor.

El moreno, se sentó sin pensarlo dos veces en una mesa de unas cuatro chicas que lo miraban usando la mano como babero. A pesar de no practicar excesivamente ningún deporte, Carter era de alimentarse, alimentarse muuucho. Tomó varias cosas de la mesa, por no decir todas, y se sirvió jugo en un vaso, llevando a la vez una conversación amena con sus compañeras. De hecho, estaba comiendo grandes cucharadas de cereales cuando la Directora había interrumpido su desayuno. Por un momento la mente de Carter se había nublado, pero sabía perfectamente que su familia no corría muchos peligros. Luego del accidente del moreno, se habían mudado al campo, en una de las tantas casas de verano de su padre, y ya ahí no eran blancos de nadie. Tenían de todo, su media docena de hermanos, iban a un colegio cercano, y el Gran Estados Unidos no se iba a fijar en un rincón apartado con 1000 habitantes como mucho.

Sin sensibilizarse mucho por la preocupación del resto de sus compañeros, o en realidad, sin tomarle el peso al asunto, volvió su mirada nuevamente a su pequeño desayuno en tanto la Directora hablaba de una fiesta. –Wow, ¿Desde cuando los viejos son tan buenos para la parranda (¿?)?.- Murmuro bromeando levemente en voz alta para los que estaban a su alrededor, terminándose ya, su segundo plato de cereales. Después de todo, ser atractivo gastaba calorías. ¿Se entiende, no?

En menos de lo previsto, el moreno escuchó una voz femenina que se alzaba por sobre todo. Y, despertando un Carter nunca antes visto, el chico no lo pensó dos veces, como para levantarse rápidamente de su asiento y caminar suspirando amargamente con grandes pasos hasta donde estaba Dagmar. Sencillamente, no estaba pensando, simplemente actuaba por aquel nuevo sentimiento de preocupación que en su interior nacía. Tomo a la castaña por la espalda sujetándola por los brazos y la levantó del suelo caminando en dirección a la salida. –Estás haciendo un espectáculo, Dag.- Le susurró sin pensar mucho en la escena a la que el se sumaba ahora. Simplemente quería sacar a la castaña del lugar, necesitaba, saber que estaba bien.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Dagmar Hoover
Zoomorfismo
avatar

Cantidad de envíos : 32
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Miér Sep 16, 2009 2:37 am

La alemana no recuerda en que momento fue a parar fuera de comedor, lo único que sabía era que estuvo a punto de estrangular a dos mocosas que le sacaron de quicio, que vio todo borroso de repente, que sintió un peso sobre sus hombros y de pronto... apareció en el vestíbulo. Apenas dejó atrás el comedor sintió una bofetada de aire helado, al menos... la dejó respirar mejor. Aún algo desconcertada por lo rápido de la situación y viéndose aún afectada por los temblores y la rabia no reaccionó de la mejor manera al verse guiada por Carter, su compañero Zoomorfista.

-No veo la necesidad de haberme sacado de allí de esa forma.- Murmuró la alemana mientras se soltaba con brusquedad de los brazos del chico. Estaban en el vestíbulo Y desvió la mirada hacia la pared que tenía a su lado, en la cual se encontraba un espejo. Quedó completamente muda al ver en el reflejo a una Dagmar completamente desconocida, roja de ira, de semblante tristón, de manos y piernas aún temblorosas por la impresión y de pupilas dilatadas que daban la impresión de querer llorar. Cosa que hasta el momento había controlado... ¿Porqué hasta el momento? Pues, porque apenas vio su reflejo amargado en el espejo no pudo contener mas las lagrimas, las cuales se deslizaron prolijamente por su rostro.

- Tonta, tonta, estúpida...- Obviamente reconoció lo egoísta de su actitud. Carter no tenía la obligación de hacer algo por ella. Es decir... apenas se conocían y no tenía que hacerlo. Despidiendose de su reflejo se dio la vuelta y caminó nuevamente al encuentro de su acompañante. Dag se mostraba mas trasparente que nunca, la impresión de ese desayuno se había llevado su mascara de "Yo no sufro, soy de fierro". Se apresuró antes de que este decidiera darse media vuelta y irse. - Carter...espera - Hizo una pausa y respiró hondo, la verdad que pedir disculpas no se le daba bien, pero tenía que admitir que tenía que hacerlo, el chico intento ayudarla... ¿Si no porque otra razón la habría sacado?. - Lo...siento. Soy una bruta - Sonrió a medias mientras seguía maldiciendose a si misma y ahora aún mas por sonrojarse, ¿No podía pedir disculpas como la gente normal? - Si no me hubieras sacado a tiempo mas de una persona estaría sin ojos.... - Intentó recurrir a su buen sentido del humor, pero para esa instancia hasta eso estaba por los suelos. Su voz sonaba quebrada y débil. Cerró los ojos y para su desgracia unas nuevas lagrimas salieron a flote. Avergonzada de su debilidad las maldijo en su mente una ve mas. - Lo...lamento mucho. Será mejor que vuelvas al comedor. Estas en tu derecho luego de este mal agradecimiento...- Lo miró a los ojos, a su pesar, estos seguían brillantes de las lagrimas que los inundaban.

Se quedó callada esperando que el muchacho se enojara y se fuera, era lo que se merecía por ser tan impulsiva. Llevó una de sus manos a su frente y notó lo hirviendo que estaba...realmente se salió de control. Agradeció mil y mil veces mas que Carter la hubieses sacado del comedor, habría terminando explotando, siendo la protagonista de un verdadero drama que la verdad no debía de verlo nadie. - No tenías que hacerlo, pero lo hiciste y no sabes cuanto me alegro ahora...- Sus facciones se relajaron e intentó sonreír sin mucho éxito a modo de petición de disculpas. Aunque lo intentaba, su mente aún la torturaba con las malditas visiones de su pequeña hermanita afectada de atroces maneras por la guerra...

(Te fuiste y justo poste ¬¬ (: diane lo edite como 9 veces T.T no me confooooormo aun pero sera ): )
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cassandra Bourousis
Reflejos Fotográficos
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Miér Sep 16, 2009 2:22 pm

Sonrió alegremente al ver que la chica volvía en si repentinamente. El brillo alegre retornó a sus ojos y su rostro se adornó con una alegre sonrisa, por lo que la rubia también sonrió, ahora completamente despreocupada. Entonces la castaña se presentó y aclaró su situación, que como no era de extrañarse, era producto de su habilidad adquirida. ¿Sería Elle un nombre como Kakao, o un diminutivo normal y corriente? -Clarividencia... ¿Ves el futuro y esas cosas...? -La sonrisa de Cass se acentuó aun más al acordarse de la cantidad de personajes de sus libros que poseían aquel grandioso poder. -¿Puedes también ver cosas que están pasando en el momento...? ¿Puedes concentrarte en el futuro de alguien en especial...?

Estaba a punto de perderse en mil fantasías producto de su cabeza, cuando sintió que la voz de la chica la devolvía al comedor de nuevo. Sonrió nuevamente con su clásica tranquilidad. -Soy Kakao... Es un placer. -Hizó una mínima inclinación. -Y mi habilidad... Bueno, no es la gran cosa... Reflejos fotográficos... -Estaba a punto de explicarle en que consistía su poder cuando una voz alterada llenó el vestíbulo. No tuvo que girarse para erconocer que la dueña de esas voz era Dagmar, la zoomorfista, la chica perteneciente al "Team Ratón" como algunos rumores en el colegio lo llamaban.

Aunque su rosotro se mantenía neutral sin demostrar ningún tipo de preocupación, pero dentro se le revolvía el estómago. La chica era muy agradable, le había caído muy bien y verla de ese modo no le gustaba. Hizo el intento de levantarse de la mesa, pero vio como Carter, otro zoomorfista, había sido más rápido y en esos momentos la sacaba del lugar. Sonrió entonces aliviada. Estaba en buenas manos.

-Por más de que las intenciones de la directora sean buenas... Talvez fue un poco insensible dar una noticia así depués de tocar un tema tan delicado como el de la familia... -Se perimitió decir aquello ya que la tranuilidad de Elle le daba la confianza. Por más de que Cassandra no tuviera por quien sentir dolor en el mundo exterior, si sabía lo que ere tener allegados a los que se quiere,
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Alexandra Volkova
Aliento de Hielo
avatar

Cantidad de envíos : 21
Fecha de inscripción : 16/09/2009
Edad : 25
Localización : Siberia

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Miér Sep 16, 2009 8:05 pm

Alec había llegado esa misma mañana, y apenas había alcanzado a dejar sus pocas pertenencias en la habitación cuando se vio arrastrada con el resto de la gente al Salón Principal, donde se serviría el desayuno, salón en el cual se desplomó en el asiento mas cercano, manteniendo una distancia prudente del resto de los adolescentes que cuchicheaban entre si, hasta que la Directora apareció en frente a todos, informando al alumnado dos noticias, una buena y una mala.

El discurso de la Directora… no quiso escucharlo, al menos no la parte 'mala', no después de las palabras ‘’guerra’’ y ‘’familia’’, porque su familia ya no existia, por culpa de dichosa bomba, sin embargo se alegró un poco al oír que harían una fiesta. Aparte de eso, nada le llamó mucho la atención, y simplemente contempló su humeante taza de té recién servido, y procedió a bebérselo.

-Ack! Está hirviendo! – Se quejó mientras dejaba rápidamente la taza en la mesa y se mordía el labio quemado, pero sorprendiéndose al ver que el contenido de esta se congelaba mientras estaba en sus manos.

-Al parecer, esto de ‘’servir a un país’’ del que ni siquiera soy, me servirá para darle un uso practico a este asunto de la bomba – susurró con un tono angustioso, pero alegrándose de que a pesar de haber congelado su té, más adelante cuando aprendiera a controlar su ‘poder’, podría enfriar el líquido a su antojo y evitar su rutina de servir el té con agua recién hervida pero añadirle agua fría de la llave para que quedara a la temperatura que le gustaba.

-Y ya que estoy finalmente aquí...a buscar a Elle – hizo un pequeño escaneo visual del salón y se encontró con la castaña que la había arrastrado hasta este lugar, conversando con una rubia que se veía agradable, y se levantó, taza congelada en mano, para mostrarle su nueva gracia y darle un abrazo como correspondía.

-Hola extraña – le susurró al oído, abrazándola por un hombro y golpeándole suavemente la cabeza con su taza de hielo.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Pascale Blake
Piroquinesis
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 16/07/2009
Localización : en el infierno :D por las llamas xD

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Miér Sep 16, 2009 9:13 pm

Pascale ya se había decidido por completo, ante su alternativa del “Gordito buena onda”, como para acercarse a hablarle al mismo nerd y obtener su permiso de copiarle en el examen que pronto se le vendría. Que insensible era la Directora como para dejarlos seguir su día normal cuando medio Inglaterra sufría afuera. Y no. No lo decía por su desesperación a la falta de estudio, podía incluso, seducir al gordito cuatro ojos, pero Pascale nunca bromearía con un tema que le afectaba tanto emocionalmente como la Guerra.

Llevaba mirando detalladamente a su víctima por sus momentos, fijando secamente su mirada en cada detalle de su compañero, no podía fracasar era su única opción. Si le decía que si, daba por pasado el examen. Era una copiadora nada. La rubia, sonriendo para si, ya se estaba medio parando para ir en busca de su una buena respuesta, cuando unas palabras retumbaron en sus oídos. Se volvió a sentar secamente, su venita en la esquina superior en su frente, palpitaba. No se iba a arriesgar en que alguien la viera acercarse al gordito.

La rubia sonrío forzadamente por la frustración de su plan a su compañero y volvió a servirse un poco de cereal, fijando su mirada en el moreno. –Buenos, excelentes y maravillosos... días.- Murmuro tragándose una fuerte reacción, para alguien que tampoco, tenía la culpa directamente. En eso observo como el gordito estaba guardando las cosas. –Espérame un poco.- Le dijo al recién llegado sin esperar una respuesta, caminando, casi corriendo, para alcanzar al otro, a quien solo le pidió hablar luego. Con eso bastaba. Le daría ilusiones y suspenso al pobre, pero terminaría aceptando.

Ya cuando había vuelto a la mesa, Pascale, relucía, era otra vez, una chica nueva. -¿En que…? ¡Ah, si! Soy Pascale. Pascale Blake.- Agregó ahora sonriente tomando la cuchara para poder comer de sus cereales. –No, si aburrido no es.- Bromeo levemente sujéntadose el pelo en una coleta. –Con gente haciendo rarezas y gritando como ella. No te puedes aburrir- Dijo ahora apuntando a la castaña que figuraba un espectáculo. – Pero tienes razón. Con una fiesta la directora busca un circo.- Añadió.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Carter Storm
Zoomorfismo
avatar

Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 15/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Miér Sep 16, 2009 11:25 pm

[aquíii mi post cursi cursi *-*]

Cuando Carter llego con Dag arrastrándola por la espalda hasta el vestíbulo, y ya todo el alumnado seguía desayunando en el Comedor, la soltó inmediatamente, aún sin tener completa conciencia de lo que había sentido como para a ver reaccionado así. El moreno, estaba completamente conciente, de que su actitud poco calculada le costaría gritos y patadas por parte de Dagmar, pero no la culpaba. Carter no había sido quien para a ver retenido su acto de ira, había actuado impulsivamente y aún no sabía el por que de ello. Sin embargo, algo en su interior, algo muy, muy raro y bien, bien dentro de él, le hacía quedarse ahí.

Antes de que Dagmar hablara, Carter suspiro focalizando mejor su mirada en el suelo, término sacudiendo su cabeza, para poder volver a pensar claramente. O bueno ya. Claramente en la perspectiva de Carter, pero, se entiende. -¿A no? ¿Estás segura?- Contestó secamente el moreno, casi en burla por la apariencia de la chica, apoyándose en el umbral de la puerta que daba al vestíbulo, en tanto observaba analizando a Dagmar. El moreno, se cruzo de brazos, con el ceño fruncido y el cuello de su camisa alzado. Quizás provocado por el movimiento brusco al soltar a Dagmar. No lo sabía bien. Pero algo que de seguro nadie sabía, era como aquel día, ese bendito día. Había ocurrido algo histórico. Carter se había preocupado por alguien, alguien que esta vez, no era precisamente él.

El moreno, no estaba ahí parado esperando una respuesta o una disculpa, por que dudaba mucho que la castaña lo hiciera, pero sentía algo así como una necesidad de quedarse con ella, por muy malos pensamientos que tomaran sus fans al ayudarla. El moreno, no dejo de observarla a medida que se iba acercando, sin poder evitar sonreír a medias por las palabras de la castaña, extendiéndole la mano en tanto ella seguía pidiéndole disculpas. –Oh vamos… ven acá.- Ya una vez tomada su muñeca, acercó a la castaña hacía si, dándole ahora, un abrazo que más que nada venía del más interior ser de Carter. Dentro, bien dentro. Que más que nada, expresaba preocupación, y mucha protección. –Las castañas brutas también lloran.- Agrego con una sonora sonrisa, demostrando en que estado estaba él para ella. Carter, estaba llevando su mano hasta el cabello de Dagmar, cuando centímetros antes había vacilado un poco no dio marcha atrás, sabía que nada perdía ayudando afectuosamente a su compañera.

Algo de lo que no estaba conciente le decía que tras acoger en sus brazos a la castaña, le podrían, quizás, permitir desahogarse un poco. Carter, no esperaba que le contara su vida, o que pasaba por su cabeza en ese momento. Simplemente quería que esta supiera, que contaba con él como un amigo o algo así. Que ahí en aquel momento, con él, podía botar todas las lágrimas que quisiera. –Mientras, quedemos en que el ser más guapo, no abraza. Todo bien.- Agregó tratando de alivianar la situación, sin despegarse de la castaña.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Raphaelle Florit
Clarividencia
avatar

Cantidad de envíos : 24
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Jue Sep 17, 2009 12:36 am

Me recuperé por completo. Aquella joven era muy simpática, y tenía un toque muy soñador en sus expresivos ojos verdes, hablaba muy rápido y me realizó una serie de preguntas que deseaba contestar pero eran tan rápidas que apenas balbuceé unos cuantos si y no… -Como que no es la gran cosa, puedes copiar cualquier cosa- pensé en responder, cuando escuche la voz de la alemana que denotaba un dolor en su ser, algo pasaba; la mirada de Kakao se desvió rápidamente, todos miraban a la chica que se ponía roja de la ira… pero en mi fuero interno no despertó ninguna clase de diversión sino al contrario sentí mucha pena ya que comprendí que a diferencia de mí, ella si tenía a alguien por el cual preocuparse y luchar… cuando parecía que la joven explotaría apareció “Don superman” el zoomorfista simpático que había conocido en el bosque; pero esta vez no mostraba su sonrisa pícara, al contrario se notaba que le preocupaba la reacción de la alemana, la tomó, y la saco de allí…


- Por más de que las intenciones de la directora sean buenas... Tal vez fue un poco insensible dar una noticia así después de tocar un tema tan delicado como el de la familia... – dijo Kakao con una nota de confianza, lo cual me relajo a un más.

Decidí comenzar a responder:

- Bueno ahora sí, si veo el futuro a veces es genial, cuando no me pilla desprevenida... otras veces me deja en situaciones un tanto difíciles como ahora, pero bueno es que todavía no lo manejo bien, creo que si puedo vigilar el futuro de las persona, bueno hasta el momento logro ver el de Mad mi hermana gemela, y de Alec mi amiga… bueno ¡oye no digas que tu habilidad no es la gran cosa!- dije con una nota de entusiasmo- yo pienso que es ¡genial!, tu habilidad es algo práctico lo mío es solo teórico… pero bueno igual me fascina.- miré el rostro de aquella chica no parecía tan afectada con la noticia así que decidí compartir mi historia con ella, haber si ella me contaba la suya…

- Bueno yo vine aquí con mi hermana es la única persona que me queda en el mundo… ¿y tú? ¿Me querrías contar algo más de ti?- al final de la oración esbocé una sonrisa tan grande, sentí que le mostré toda la dentadura a mi oyente, que me respondió con una… cuando repentinamente escuche un susurro en mi oreja, sí era aquella voz conocida

- ¡Alec! - si mi amiga rusa, levanté la mirada, ahí estaba sus ojos azules, su pelo azabache y su piel marfil, mi graaan amiga a la cual le había tomado un cariño inmenso…

No dudé en presentarlas:

- Kakao ella es Alec, Alec ella es Kakao…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Stephan Wolfgang
Transformación Material
avatar

Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Jue Sep 17, 2009 1:00 am

No había ni terminado de sentarse luego de dirigir sus cordiales saludos mañaneros cuando la chica se levantó repentinamente, pidiendole que esperara unos momentos. Sin poder evitarlo interrumpió la preparación de su tostada con mantequilla para seguir los movimientos de la rubia. Esta se dirigía a un tipito enano y gordinflón que acababa de levantarse de su asiento. Sonrió de medio lado al ver la escena y la actitud de la chica, luego mordió a su tostada. Conocía muy bien a las mujeres como para saber lo manipuladoras que podían ser, aun más sabía reconocer cuando usaban ese poder.

Cuando la chica rubia volvió le sonrió de forma natural. -Entonces..... ¿Vas a salir con el chico porque te gustan los ñoñitos o tienes alguna doble intención...? -Stephan acentuó aun más la sonrisa, pero camuflando muy bien cualquier mueca de burla. La verdad es que aquella chica se veía interesante, de alguna manera su forma de andar y sus gestos demostraban algo así como: "Soy una chica fuerte... Andate con cuidado" O por lo menos eso era lo que quería aparentar. Defnitivamente era alguien que Stephan catalogaría como "Conocible" y hasta "De los suyos". Al oír la presentación de la chica recordó que el aun no le había dicho su nombre. -Ohh... Perdona mi mala educación... -Sonrió alegremente. -Soy Stephan Wolfgang...

Observó a la castaña que había perdido los estribos. Pobre.... O era demasiado para ella o simplemente era una persona de poco control. -Tsss... Tarde o temprano tendrán que acostumbrarse a este lugar... Lo quieran o no... -Se giró una vez más para concentrarse en su plato nuevamente. -De nada le servirá que arme semejante alboroto... Ya es una prisionera más... -Aquellas palabras pudieron haber sonado como una triste resignación, pero con la voz y la expresión que el chico utilizaba más bien estaban cargadas de demasiada frivolidad.

Stephan rió ante el comentario final. -Entonces dime Pascale.... Cual es tu gran número en este circo... -La miró con sus ojos azules cargados de diversión y encanto. -¿Te conviertes en elefante...? ¿Electrocutas a la personas...? ¿O vuelas por los aires...?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Alexandra Volkova
Aliento de Hielo
avatar

Cantidad de envíos : 21
Fecha de inscripción : 16/09/2009
Edad : 25
Localización : Siberia

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Jue Sep 17, 2009 1:13 am

Miró a Elle con esa sonrisa de medio lado tan característica de ella, que inspiraba confianza, pero cuando su amiga le presentó a la rubia que la acompañaba en el momento, con el nombre de ‘Kakao’, su máscara se desmoronó un poco y tuvo que hacer un esfuerzo enorme por mantener la compostura frente a alguien que no conocía.

-Eh… uh… esto, hola… - se rascaba detrás de la oreja mientras se movía inquieta, todavía parada al lado de Elle con la taza de hielo en mano sobre la cabeza de esta.

Ah, cierto, disculpa... Alexandra Volkova, Alec para todos… - Si habia algo que nunca le había gustado mucho a Alec, era que la presentaran, y que ella se quedara en las nubes, así que recuperó un poco su ‘actitud’ e hizo una leve reverencia, inclinándose un poco y fijando la vista en ese par de verdes ojos que la miraban, para luego acomodarse un par de mechones de cabello detrás de la oreja, que se le habían rebelado al inclinarse.

Casi lo habia olvidado, no venía solo para saludar a Raphaelle, si no que tambien a mostrarle algo más que seguramente le causaria gracia.

-Contemplen, apuesto a que es lo más delicioso que podrían beber… claro, si es que pudieran realmente - les enseñó su ‘pequeño accidente’, su taza de hielo, y riéndose un poco – como ya ves, te daría la mano, Kakao, pero me da un poco de miedo que te conviertas también en un cubo de hielo, me siento un poco como el Rey Midas, o Rouge – bufó un poco con su propio comentario, a pesar de que le hiciera gracia… la verdad es que no le agradaba mucho la idea de congelar accidentalmente las cosas.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cassandra Bourousis
Reflejos Fotográficos
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Jue Sep 17, 2009 4:49 pm

Escuchó atentamente y con mirada soñadora y profunda como Elle comenzaba a responder sus atolondrado balbuceo. Tendría que controlarse un poco a la hora de curosear en los poderes de los demás estudiantes. No podía simplemente llevarse por la emoción, porque la castaña no era la primera a la que ametrallaba con preguntas. Por más de que la rubia se caracterisara por ser una persona tranquila y controlada, cuando algo le parecía interesante, su curiosidad y fantasía se disparaban a mil por segundo.

Así que su compañera también estaba relativamente sola. Aunque en realidad Cassandra creía que con una hermana uno podría sentirse más que acompañado, pero si antes se tuvo una familia completa... Debía ser muy duro que ahora solo quedaran ellas dos. La rubia no podía evitar pensar en las diferentes fortalezas de cada joven en Moon City, y como habían aprendido a lidiar con sus propias situaciones.

-Yo... -Pestañeó un par de veces al escuchar que la chica se interesaba por su pasado. O esta era muy sensible en lo que respecta a los demás, o por el contrario era muy chismosa. La respuesta fue obvia para la rubia. Sonrió y escogió las mejores palabras. -Soy huérfana... Nunca conocí a mis padres, pero siempre he vivido con mi Sensei. -Sonrió tranquilamente mientras seguía su corta historia. -Hasta que unos meses atrás una bomba de Estados Unidos cayó en nuestra ciudad... Y bueno... Ya el estaba muy anciano para poder soportarla, así que luego de su muerte los militares me llevaron... -El rostro de Cassandra en ningún momento sufrió cambio alguno. Se mntuvo siempre igual de sereno.

Entonces los ojos verdes de la rubia se fijaron en una chica que acababa de aparecer detrás de Elle. Tenía el cabello oscuro y la piel marfilada. Su aspecto era definitivamente nórdico. -Mucho gusto, Alec... -Le sonrió cálidamente mientras hacía una leve inclinación. Al parecer la repentina presentación descolocó un poco a la recién llegada. Al escuchar el nombre completo su cabeza se llenó de libros leídos... -Ruso.... -Sonrió soñadoramente. -Que bonito nombre... Que bonito lugar...

Cassandra miró la taza asombrada. -Ese poder aun no lo había visto por aquí... -Entonces su rostro se volvió a iluminar. -¿Y has intentado hacer alguna escultura de hielo...? ¿Delfines...? ¿Árboles...? ¿Dioses paganos....?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Alexandra Volkova
Aliento de Hielo
avatar

Cantidad de envíos : 21
Fecha de inscripción : 16/09/2009
Edad : 25
Localización : Siberia

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Vie Sep 18, 2009 12:15 am

Todavía riéndose entre dientes de su accidente con la taza, empezó a sentirse mas cómoda con la presencia de aquella rubia que se comportaba muy simpática con ella, tal vez un poco emocionada.

-Ruso? Ah, si, es que soy rusa – le sonrió, mientras bordeaba la mesa para sentarse enfrente de Elle y Kakao, para no tener que estar parada, después de todo, la conversación se venia larga – Gracias… has estado alguna vez en Rusia de por casualidad?... de donde eres tu, Kakao? No tienes cara de ser inglesa... – interrogó, atenta a los movimientos y la expresión asombrada en su rostro al ver la taza.

-Ah no? Dios, entonces soy la única que tiene esta clase de accidentes con la comida? – vio como su expresión de asombro cambiaba por una mas curiosa, mientras proseguía con su interrogación acerca de su ‘poder’, que Alec despreciaba levemente – esculturas de hielo? Delfines? Árboles?.... dioses paganos!? DIOS, NO!... apenas he tenido tiempo de ordenar mi cabeza con todo esto de la bomba – su propia expresión se volvió melancólica, recordando, pero intentó volver rápidamente en si – este es solamente el segundo accidente que tengo con mi ‘poder’, la verdad es que no sé que mas puedo hacer… pero si gustas puedo intentar, aunque no sé como controlarlo.

Pensándolo bien, no tenía NINGÚN control sobre su capacidad de congelar las cosas, pero si no practicaba, porque para eso estaba en Moon City, para controlar su poder, no sabría nunca que más podía hacer.

-Está bien, intentaré algo – la miró fijamente cuando finalmente una idea le cayó del cielo – Kakao, podrías alcanzarme un vaso de agua de la mesa que tienes detrás? – preguntó, expectante, mientras sonreía nuevamente, dejando ver sus dientes, como si estuviera tramando alguna pillería.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Pascale Blake
Piroquinesis
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 16/07/2009
Localización : en el infierno :D por las llamas xD

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Dom Sep 20, 2009 5:03 pm

¿Qué hora eran más o menos? Las 8:15 como mucho, y ya, Pascale había tenido cinco cambios de humor. De preocupada había pasado, a poseer esperanza, luego a frustrarse, coquetear y ya, al final estando sentada con Stephan, completamente relajada y alegre. Como solía ser con sus antiguos amigos. Cualquiera que hubiera estado mirando a la rubia en aquellos quince minutos, la terminaba categorizando con una bipolaridad crónica. Pero era simplemente su personalidad, aquella que reaccionaba ante todo.

Aún sonriente, Pascale no dejaba de auto halagarse interiormente, como cual narcisista que era, por su recién comenzado plan, cuando escucho hablar a su compañero -¿Por qué? ¿Se te adelanto el gordito? - Le respondió más que nada, divertida. Pauso unos segundos y continuó – No, la verdad, es que me encantan esos ñoñitos. Sobre todo cuando usan lentes enormes y están rodeados de espinillas. - Bromeo acompañado de un largo pestañeo, dándole cierto énfasis a su sarcasmo. Definitivamente, era mucho su día como para estar hablando normalmente con alguien. Quizás, no era su día, si no que simplemente, al fin había dado con alguien sociable y lo suficientemente de su tipo de cercanos como para hablar. –No. En serio. Tengo prueba de historia, y los estudios y yo, no somos amigos.- Le explico, confiando un poco, después de todo nunca se sabe cuando alguien podía ser un buen bocón.

Pascale volvió a comer de su cereal cuando escucho como su compañero ahora se presentaba. –Interesante nombre.- Contestó simplemente tras asentirse fugazmente. -¿Y te dicen…Steph? ¿O más bien eres de mi club de esos que no tenemos apodos?- Comento bromeando, esperaba que no lo llamaran Steph, por que su comentario había sonado más como una burla, con ese apodo. –Lo siento si hablo muchas estupideces por minuto. Es el efecto de madrugar.- Se lamento sinceramente. Su estado alegre y ameno, se había detenido un par de segundos al escuchar hablar así de… ¿Frío? Al moreno, simplemente, le hizo recapacitar mucho hacía sus adentros. Pascale, diariamente se venía obligando a si misma, aceptar que esta sería una nueva vida, lejos de sus amigos y familia, pero escucharlo hablar con esas palabras sonaba muy fuerte. Inconcientemente,

Pensando en las palabra que más resonaban en su cabeza, Pascale tuvo que sacudir (?) suavemente su cabeza y pestañear un par de veces para volver a la realidad y escuchar un último comentario por parte de su compañero. –Mi número en este circo es único, créeme. Caliento té, café, leche.- Le contestó intentando despejar su mente, era demasiado sensible por dentro. La rubia, se encogió de hombros para luego tomar su vaso de leche y encendiendo una pequeña llama en su dedo, lo coloco bajo el vaso para que se calentara. bromeando. –Quizás incluso pueda tostar pan. Pero por nuestro bienestar lo dejamos para otro día.- Agrego con una leve sonrisa. –Bueno. Hablando en serio. Poseo, pi…roquinesis.- Le contesto ahora, esforzándose un poco para pronunciar bien el nombre de su habilidad. –Ya sabes, eso de manejar el fuego. ¿Y tu?.-
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Stephan Wolfgang
Transformación Material
avatar

Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Lun Sep 21, 2009 4:34 pm

Rió con ganas ante la pregunta inquisitiva que Pascale utilizaba para responderle, y aun más con el supuesto fetiche que la rubia inventaba con evidente tono sarcástico -¿Cómo adivinaste...? Pero tranquila que acepto mi derrota como buen perdedor y no soy para nada celoso o acosador... -Supiro trágicamente... -Pero prometeme que me invitarás a la boda... Hacen tan linda pareja... -Se llevó una mano al pecho para aumentar su dramática escena. Luego sonrió de nuevo con su rostro perfecto y rió de su propia actuación.

Entonces la chica explicó sus verdaderos motivos. -Si eso imaginé... -Desde un principio había sabido que el hecho de que la rubia se le acercara al otro era simple interés. -Te entiendo.... ¡Además es inhumano que a las dos semanas ya haya fechas de examenes! -Resopló molesto mientras atacaba su huevo con violencia. El tampoco era muy amigo del estudio. Además... ¡El ya había terminado el colegio, por dios! -Deberían solo enseñar a dominar los poderes... -El último comentario fue más un pensamiento en voz alta.

Observó con cierta diversión como la chica analizaba su nombre, hasta que esta tocó el punto débil de Stephan. -¡Ni se te ocurra rubia...! -No estaba para nada molesto con Pascale, pero solo el hecho de esuchar aquella abominable derivación, que algunos osaban llamar apodo, le ponía la carne de gallina, los pelos de punta y los músculos se le tensaban hasta un punto insoportable. -¡Definitivamente no me dicen Steph y el que se atreva a hacerlo se verá convertido en una masa deforme de material corporal! -Cuando se le bajaron los humos respiró profundamente y volvió a encarar a la chica con la misma sonrisa anterior. -En realidad la mayoría me llama por mi apellido... Los más llegados Wolf... Y alguno que otro que decide ser un poco más excentrico me dice Lobo... -Le parecía un poco extraño que lo llamaran así, después de todo era el nombre de un animal, sin embargo tampoco le importaba. Además los que lo hacían, era porque conocían el tatuaje de su espalda... -¿Y cómo te voy a llamar entonces...? -le sonrió con confianza. La verdad es que el alemán veía una potencial amiga en la chica. -No querrás que te siga llamando rubia toda la vida... ¿o si...?

Volvió a reír ante las originales ocurrencias de su compañera. -Así que eres la encargada de hornearle las galletas y calentarle la taza de café al domador de leones... -Asintió con solemnidad como si aquello realmente fuera un papel de orgullo. Entonces observó como del dedo de Pascale emergía una viva llama rojiza que bailaba como un hada. -¡Piroquinesis! Increíble... -No lo decía tanto por la leche caliente, si no por el hecho de producir fuego en si. -¿Y no has intentado nada más que calentar leche y tostar pan? -La observaba con excitación en su mirada y una sonrisa traviesa.

-Yo... -De repente su expresión se cambió a una de infantilismo. -Bueno... El mundo es mi juguetería personal. -Tomó un cuchillo limpio del puesto vacío de al lado y lo sujeto de un extremo con solo el índice y el pulgar. -Lo mío lo llama Transformación material... -Entonces el plateado cubierto comenzó a deformarse lentamente. Primero se adelgazó la parte inferior y de esta salieron extenciones que terminaron por volverse hojas con perfectos detalles y espinas. Luego el metal se concentró en la parte superior y poco a poco fue adquiriendo la forma de pétalos, hasta que la rosa estuvo terminada. Aquel proceso duró unos 5 segundos nada más. Entonces le dió su toque personal, y al pasar un dedo sobre el tallo se grabó en este la palabra "Rubia". -Para ti...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Raphaelle Florit
Clarividencia
avatar

Cantidad de envíos : 24
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Lun Sep 21, 2009 8:07 pm

Así que KaKao no tenía a nadie… otra persona con quién identificarme, ya que mi relación con Mad no había sido la mejor estos días, estaba a punto de considerarme una persona “sola”, ella no conocía a sus padres yo no conocía a mi madre, creo que esto era el comienzo de una nueva amistad… aquella frágil rubia, me inspiraba confianza y mucha simpatía:

- Bueno, yo no conocí a mi madre y mi padre murió al caer la “dichosa” bomba- inconscientemente al mencionar la palabra dichosa puse los ojos en blanco.

- Pero tengo una hermana se llama Madeleine es mi gemela, a y una gran amiga-
lancé una gran sonrisa a Alec.


Definitivamente aquel déficit atencional que me había causado grandes problemas en el colegio iba creciendo no había notado lo que me mostraba Alec, una taza congelada :O definitivamente su habilidad era genial.

- Yo creo que al paso que vas Alec podrás construir tu propia ciudad de hielo, si no nos congelas a todos primero-
reí al terminar la oración.


Sí, habían personas que necesitaban ejercitar sus habilidades, pero las top two éramos Alec y yo, ninguna de las dos tenía ningún control sobre lo que poseíamos, bueno ni siquiera lo teníamos sobre nuestra vida si que era un tanto difícil manejar nuestras habilidades aún…


- ¿Y tú, Kakao, que haces además de poder copiar cualquier movimiento? Me refiero ¿tienes algún pasatiempo?



Al parecer la rubia se había interesado bastante en el origen y habilidad de mi accidentada amiga… bueno era genial, Kakao se veía una buena chica y valla que Alec lo era Very Happy
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cassandra Bourousis
Reflejos Fotográficos
avatar

Cantidad de envíos : 31
Fecha de inscripción : 20/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Lun Sep 21, 2009 9:44 pm

-Nunca físicamente... -Sonrió cálidamente, lo que provocó que sus ojos se achinaran un poco. -Mis viajes han sido a través de libros e historias, pero nunca he puesto un pie en Rusia... Lastimosamente -Se encogó de hombros. -En realidad más que Gran Bretaña no conozco mucho... Sólo Japón... -La rubia solo había salido de aquella gran isla cuando un amigo muy cercano de su Sensei murió. El hombre tenía una amistad tan fuerte con el desconocido para Cassandra, que viajaron hasta Japón para asistir a su funeral. Había sido un paseo muy bonito, pero a la vez corto y melancólico.

Tuvo que pensar un poco antes de poder contestar la siguiente pregunta de Alec. -La verdad no tengo ni idea... -Ahora su mirada verde parecía haberse perdido en su propia cabeza. -Mi nombre es griego... No se en que lugar exactamente habré nacido... Pero ya que mi apellido es de ahí... Supongo que mis padres también lo fueron... Así que asumo de ahí serán mis origenes... -Entonces se dio cuenta de que inconcientemente había develado el secreto de su nombre. No creía que aquellas chicas fueran tan lentas para dejar pasar el hecho de que Kakao no tenía ni pizca de griego.

Entonces recordó algo que le había parecido muy peculiar. Unos días antes había visto a Elle rondando por los pasillos, y apenas una hora después la misma chica llevaba un aspecto completamente diferente. Hasta la forma de caminar y las expresiones de esta se habían transformado al cien porciento, pero seguían siendo iguales. El misterio se develó ante ella. -Por eso es que hay dos de ti tan diferentes... -Cass se llevó un dedo al labio inferior al descubrir aquella verdad. En un principió creyó que era algúno de todos los poderes extraños y diferentes que habían en ese lugar. -Una Gemela... Debe ser grandioso...

Sonrió con increíble emoción al ver la expresión de la rusa. Al parecer algo se le había cruzado por la mente y pensaba poner su plan a prueba. -¿Harás tu primera escultura? -Luego de darle lo que pedía, se acercó un poco más al centro de la mesa para no perder acción alguna de lo que haría la chica de pelo negro. En ese momento escuchó la pregunta de Elle. Entonces sonrió alegre a la castaña. -Mi pasión son las artes marciales... ¿Y ustedes practican algo?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Alexandra Volkova
Aliento de Hielo
avatar

Cantidad de envíos : 21
Fecha de inscripción : 16/09/2009
Edad : 25
Localización : Siberia

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Lun Sep 21, 2009 10:14 pm

-Calla, Elle, o te congelo la mano! – refunfuñó Alec, pero riendo, jactándose de el echo de que su mejor amiga le sonriera al decirle solo ‘gran amiga’ a su hermana Mad, sabiendo que ella era la mejor. Tonta presuntuosa, pero tonta presuntuosa feliz era en ese momento. Se alegró mucho por el hecho de que su accidente con su taza de té había levantado un poco los ánimos de ambas chicas, que parecían haber estado hablando de unas cosas un poco deprimentes.

-Es una pena, Rusia es un lugar muy lindo - recordó con nostalgia los bosques de su ciudad.

-Grecia? – preguntó, sorprendida… probablemente ‘Kakao’ era del latín, pero eso solo era un apodo, claro, todavía no había escuchado el nombre entero de su rubia acompañante – disculpa pero, no sé tu nombre, me perdí de esa parte de la conversación? – viendo que la otra se perdía un poco en su propio mundo – no sé, si no quieres hablar de tu familia, esta bien, después de todo… la mayoría de acá están apenados por dejar atrás familia - cuando Kakao ya le había entregado el vaso con agua, pero aún no empezaria su 'truco’.

Yo… tampoco quisiera hablar de eso, pero te contaré para que te sientas más en confianza… yo viví con mis padres adoptivos porque mis propios padres no podían otorgarnos seguridad ni a mi ni a mis hermanos… a pesar de que podría estar buscando a mis hermanos ahora como mis padres me dijeron... antes de morir… por mi culpa – su expresión se oscureció completamente - … verás, cuando obtuve mis poderes, no me di cuenta que los tenía hasta que vi a mis padres terminales, me llenó un sentimiento de ira hacia todos, y terminé… por congelar toda la gente de mi habitación en el hospital… solo quedaron esquirlas rojizas como vestigio de que alguna vez estuvieron ahí – le regaló una sonrisa triste, pero sincera, esperando a que Kakao le pasara el vaso con agua.

-bien…- evitó ver la cara de ambas chicas y fijó su vista en el vaso, 'ignorandolas', concentrándose en lo feliz que estaba en ese momento por poder hablar con alguien mas que Elle acerca de sus penas, porque tal parece que su poder se manifestaba mientras sus emociones estuvieran a flor de piel, y con una gran sonrisa de oreja a oreja vertió el contenido en su mano poco a poco, que fue congelándose hasta que formó una especie de flor de hielo con forma de nenúfar, y la depositó con cuidado en las manos de Kakao, sin levantar la vista de sus manos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Dagmar Hoover
Zoomorfismo
avatar

Cantidad de envíos : 32
Fecha de inscripción : 16/07/2009

MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   Lun Sep 28, 2009 4:31 am

[Sabes que siento la demora y si respondo mal, aunque.. ya veremos que sale. *(: ]

Que día mas extraño y lleno de diferentes emociones. La mente de la alemana en aquellos momentos estaba peor que una bola de estambre, todos sus pensamientos, lo que había escuchado en el comedor, su familia, su hermanita Gwen, todo estaba tan confuso en esos momentos dentro de su cabeza. El que las lágrimas continuaran refrescando su rostro fue un alivio para ella, a pesar de que no le gustaría admitirlo, el desahogarse le ayudaba sentirse mejor. Poco a poco la rabia iva menguando y su mente iva re ordenando las ideas.

Cualquier persona que llegara a verla en aquel estado, patético y demacrado, pensaría que era una tontería y una inmadurez de su parte, como pensaban muchos de los alumnos que quedaban en el comedor y vieron algo del drama protagonizado por los dos Zoomorfistas. Sin embargo, allí acompañándola en su "tontería" estaba Carter, su compañero de habilidad. De todas las personas que había conocido hasta el momento en el instituto, Storm era de quien menos esperaría una actitud como la que había tomado recién con ella. Dagmar aún recordaba perfectamente su primera impresión de él. Lo tenía como un chico egocéntrico y muy pagado de si mismo. Gracioso y carismático, pero muy "yoyo". Sacudió la cabeza recordando en borrar eso de su expediente mental y adherir la rara, pero espectacular, actitud de ese día por la mañana.

Con el abrazo inesperado de Carter surgieron nuevas emociones. El factor sorpresa fue lo que detonó todo, la castaña al verse rodeada por aquellos fuertes brazos se dejó llevar y no tardó ni medio segundo en explotar en nuevos angustiados sollozos, demostrando una vez mas lo importante que era el asunto para ella. En un comienzo por vergüenza, intentó controlarse, pero al sentir la cariñosa mano de Carter en su cabello el control se le fue definitivamente. Lloró en silencio apegada a su compañero con todas sus fuerzas, sentía la preocupación y protección que él le brindaba, y esto hizo que la muchacha pudiera desahogarse tranquila, sin muchas culpas de dejarlo algo "salado".

No podría especificar cuanto rato pasó Dagmar en sus brazos, luego de varios minutos de silencio en donde solo se escuchaban los pequeños sollozos de la ojiazul ahogados por el cuerpo de Carter, su respiración fue tranquilizándose y el llanto fue menguando hasta que ya casi era inexistente. El abrazo había logrado calmarla, comprobó que después de todo el dicho: "Después de la tormenta, viene la calma" tiene mucho de cierto. Con los ojos aún cerrados palpitando por la cascada que habían desechado, escuchó con atención lo que llegaban a sus oídos. No había que agudizar mucho el oído, Carter estaba muy cerca. - Perdona, te dejaré hipertenso y con un posible resfriado...- susurró con delicadeza y pisca de broma en su oído. Estaba helado en el vestíbulo y Dagmar había vaciado sus ojos en su camisa, esperaba que no se resfriara por su culpa, sino se vería obligada a hacer algo por la situación.

Luego de un rato mas y sintiendo que quizá Carter podía estar incomodo se atrevió, sin muchas ganas, a abrir lentamente los ojos y levantar la cabeza, volteandola para mirarlo. Inhaló levemente, sintiendo el aire recorrer sus pulmones y el oxígeno llegando a todo su cuerpo, y soltó un suspiro mucho mas tranquilo - Vale, entendí. Los egocéntricos sonrisa dentífrica no se preocupan por los demás, las castañas brutas no dan las gracias y los Zoomorfistas no son amigos. - le guiñó un ojo demostrando lo poco creíble de la frase y sonrió autenticamente por primera vez en el día.

[*-*]
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Un desayuno con noticias   

Volver arriba Ir abajo
 
Un desayuno con noticias
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Últimas noticias sobre el terremoto y tsunami en Chile, hoy 1 de abril de 2014.
» VOLCANES: Ultimas Noticias Destacadas A NIVEL MUNDIAL!!
» NIBIRU O PLANETA X ¿Noticias relacionadas entre si? (Tyche, un planeta gigante oculto dentro de nuestro propio sistema solar – Planeta X, lo que la NASA sabe y Usted No .
» SEGUIMIENTO DIARIO de Noticias al aire, actuales, algunas veces interesantes.
» NOTICIAS DE ARQUEOLOGIA II

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
¡NOS HEMOS MUDADO!  :: Dentro del Instituto :: Comedor-
Cambiar a: